martes, 11 de junio de 2013

ExaUDEM Alberto Marcos en el Videomapping del CRGS UDEM

Videomapping CRGS | UDEM | ExaUDEM 

Ahora es el turno de conocer a Alberto Marcos del Rey (LCIC’88), quien también desarrollo el videomapping del Centro Roberto Garza Sada UDEM (CRGS)



Conoce a Alberto Marcos (LCIC’88) 
Mi nombre es Alberto Marcos del Rey. Tengo 48 años y estudié LCIC'88 en la UDEM. Mi negocio se llama ëskua (palabra purepecha que significa mirar hacia el cielo) y somos una casa productora de multimedia. Estudiar comunicación fue una estupenda decisión en mi vida, adoro mi trabajo. Soy muy extrovertido, metódico, me apasiona investigar y me encanta que la gente se ría. En mi tiempo libre, además de disfrutarlo con mi esposa Rosamelia y mi pequeño Jerónimo (1 año) mi pasión es el teatro, sobre todo actuar y escribir. Todo lo referente al arte me apasiona y transportarlo a mi oficio es un placer.


¿Qué te inspira?
Uno comienza a disfrutar éste oficio cuando comprende que todo tiene una esencia y que ésta es motivo de análisis. Al preguntar, investigar, recordar, comparar, imaginar y finalmente al construir con imágenes una historia se desbordan las opciones. Lo importante es empezar, apasionarte y saber controlar tus impulsos siempre en beneficio del mensaje que se requiere transmitir.
También cuenta que "Cuando llegue la musa de la inspiración nos atrape despiertos"

Cuéntenme más de su negocio, ¿qué hacen?

Después de 20 años nuestras experiencias son muchísimas y en todos los ambitos, gobierno, iniciativa privada, asociaciones civiles, publicidad, arte. Ëskua me ha llevado a conocer y documentar más de 50 países. Hemos trabajado con infinidad de empresas particularmente con British American Tobacco, con quien tenemos una excelente relación laboral. Nuestra alma Mater la UDEM, sigue presente año con año involucrándonos en diversos proyectos, el último la inauguración de CRGS.

El videomapping de la UDEM definitivamente puso a prueba nuestra experiencia. Empezamos por lo esencial, ¿Quién es Roberto Garza Sada? ¿Quién es Tadao Ando? ¿Qué es el CRGS? ¿A dónde va la UDEM? Y entonces empezó el proceso, conformamos un equipo multidisciplinario y le empezamos a dar vida a las ideas. Nuestros días y noches se convirtieron en CRGS hasta que llegó la Musa, y fue precisamente ella el leitmotive.
“El hombre en busca de la Musa de la inspiración”.



En ocho minutos recorrimos desde la creación del hombre, pasando por los grandes inventos de la humanidad hasta llegar a la edificación del CRGS.

Es importante mencionar que el reto de proyección en la fachada fue complejo y no sólo por su tamaño, sino por el color del concreto. Proyectar en áreas oscuras tiene muchas implicaciones como la potencia de los proyectores y la variación de los tonos de color de las animaciones. Tuvimos que hacer muchas pruebas de proyección para resolverlo.

Durante el camino nos enfrentamos a muchos retos pero todos los resolvimos con éxito. Recuerdo una idea de Carlos de mandar hacer una pecera con las proporciones del CRGS. Quedó idéntica y fue con ella que resolvimos con acción viva, la ilusión de que el CRGS se llenaba de agua.

Teníamos muy claro que nuestro compromiso era narrar una historia acorde con el CRGS, no se trataba de un juego de “efectitis”. Eso nos llevo a todos a apegarnos al guión.

Gracias al talento de Arturo Rodríguez y su música, a todos los artistas que nos apoyaron y a la gente de la UDEM que confió y nos apoyó, el proyecto cumplió su propósito.

Al verlo hecho realidad, ¿Qué sintieron?
Es como ver algo en otra dimensión. De hecho el día del ensayo general no sentí nada. Fue muy extrtaño. Pero todo cambió el día de la inauguración, me dediqué a observar a la gente mientras miraba la proyección, vi sus rostros, oí sus aspavientos y al final escuché los aplausos y vivas… Me quebré.



¿Qué sigue?
Siguen muchos proyectos porque sabemos que una cosa te lleva a otra. El videomapping del CRGS nos traerá muchas oportunidades. Nuevos retos. Y no importa el tamaño de la proyección, lo que importa es que se proyecte, que alguien lo vea, lo escuche, lo sienta. 



No hay comentarios: