martes, 24 de febrero de 2015

El poder de tu mente sobre tu peso


“Todo lo que somos es el resultado de lo que hemos pensado;
está fundado en nuestros pensamientos y está hecho de nuestros pensamientos”.

A veces subestimamos el poder de la mente, es tan poderosa que a través de ella podemos generar un sinfín de emociones con el poder de crear maravillas, o hasta de enfermarnos y autodestruirnos. La mente genera pensamientos, y los pensamientos generan emociones. De esta manera, muchos de los problemas de sobrepeso y obesidad están influenciados por nuestras emociones. Las personas con estos problemas tienden a padecer ansiedad y depresión. Pero, ¿entonces mi mente afecta en el momento de comer? Sí, así es. Tu mente y tus emociones afectan en el momento de comer.

¿Te has fijado cómo cuando estamos tristes mucha gente opta por comer pastelitos, nieve y chocolates? Pero si aprendes a controlar tus pensamientos entonces puedes controlar lo que sientes. Si comenzamos con esa idea en mente entonces podremos controlar nuestro estrés y disminuir la ansiedad por comer. 

¿Cuántas veces has sentido unas inmensas ganas de comer y de picar comida por aquí y tantita por allá? Si te detuvieras en ese instante y escucharas tu cuerpo te darías cuenta de que realmente no tienes hambre, es solo ansiedad. Pero, ¿cómo lo detecto? Es muy sencillo, cuando tengas esas ganas de comer escucha a tu cuerpo, si experimentas los clásicos ruidos en el estómago entonces tienes hambre, de lo contrario estas sintiendo ansiedad, otro truco de tu mente. Hacernos conscientes de esto es el primer paso para aprender a controlar la forma en la que te alimentas.

Para controlar nuestra mente es necesario que hagamos lo siguiente:

1) Se consiente al comer, no veas tele, siéntate tranquilo en la mesa, mastica despacio y saborea tu comida. Ésto te va a ayudar a estar concentrado en lo que estas comiendo y en no comer de más.

2) Cuando sientas una emoción que te controla (ejemplo: tristeza) no comas nieve, mejor sal a correr. “¿Es en serio Úrsula? Que flojera correr”. Sí es en serio, ¡sal a correr! Te hará liberar endorfinas, que es un neurotransmisor que se secreta cuando besamos a alguien que nos gusta mucho (también es buena opción) o cuando comemos un rico chocolate. ¡Te hará sentir mejor!

3) Cuando detectes ansiedad mantente en calma y haz algo para distraerte, como lavarte los dientes, cantar, contar, etc. (se creativo). Ésto te ayudara a desviar tu atención y evitar comer esos antojos y calorías extras.

Si no controlas tu mente ella va a controlarte a ti. Estar estresado es un estado que daña a tu cuerpo haciendo que liberes sustancias que provocan que aumentes de peso y además afecta tu sueño. El no dormir aumenta en un 24% el hambre y propensa a la ganancia de peso.

Nunca dudes en el poder de tu mente y en que tienes la capacidad de controlarla. Cuando logremos ser conscientes de nuestro pensamiento nuestra manera de ver la vida va a cambiar, así como también la relación que tenemos con la comida.

Lic. Nut. Úrsula Martínez Garza (LNU '14)        
Contacto:
Teléfono: (044) 8120116896Consultorio: Centro Médico Christus Muguerza Sur. Carretera Nacional No. 6501, Colonia La Estanzuela, Monterrey, Nuevo León.

2 comentarios:

blacky61 dijo...

Hola Lic que opinas de la trofología?

Úrsula Martínez dijo...

a trofología se basa en la combinación y acidez de los alimentos y es una forma alternativa de llevar la nutrición. Tiene la premisa que ciertas combinaciones "erroneas" puede provocar fermentación o putrefacción de algunos alimentos dentro del tuvo digestivo debido a su nivel de acidez o alcalinidad. Hasta el momento no hay estudios suficientes y de impacto científico que comprueben la veracidad de la trofología, creo en la investigación y en la ciencia es por ésto que si no hay estudios que sustenten estas premisas no las considero relevantes en la práctica. Sin embargo, creo que tiene puntos rescatables como lo son el preferir alimentos lo más naturales posibles, con el fin de evitar conservadores, hormonas, químicos, etc.

Saludos!