martes, 25 de agosto de 2015

Tu historia, tu UDEM: Nayeli Oralia Mtz Hdz

Nayeli Oralia Mtz Hdz
matricula 54934

La UDEM…no se va …no se va!

Aún escucho los gritos de los de 6to semestre, prepa unidad San Pedro,  abalanzándose a la alberca del barrial, en lo que sería nuestro último barrial, todos mojados y a todo pulmón gritando Sexto no se va, no se va!

Para mí, como para muchos otros la Udem es mi alama mater, me acogió desde que tenía 14 años y me fui de su lado a los 22 años al graduarme  de la Licenciatura  en Estudios Internacionales. Mi historia en la UDEM inicia al término de mi secundaria, debido a que me falto un punto para poder pasar el examen de la prepa del ITESM, en ese momento recuerdo los gritos y el enojo de mis papas, en especial el de mi mamá.
Pero en realidad yo  no quería ir a esa prepa,  días antes habíamos ido a visitar la UDEM a un evento que se llamaba GENTE UDEM recuerdo claramente  lo que me dijeron.- no serás un numero más, es la mejor prepa, todos nos conocemos y nos divertimos mucho.
La Udem, para mí no fue un edificio, nuevo con grandes instalaciones y excelentes recursos para el aprendizaje, fue el inicio de una de las mejores etapas de mi vida, aprendí el significado de la amistad, de la fraternidad y la unidad durante mis tres años de prepa. 
También conocí el significado de la palabra: Maestro aquella persona que te acompaña y te alienta en el proceso de un aprendizaje. Cada uno de mis maestros me  enseñó este significado  de formas muy variadas. Al grado que soñaba con dar clases de inglés o de historia, así con esa forma única  en la que te motivaban y generaban una gran seguridad en ti. Reafirme mi fe, espiritualidad  y la gran satisfacción de servir a los demás  muy en parte a las extra curriculares y al grupo Gama, pero fue más, gracias al ver el ejemplo, no sólo de los sacerdotes que oficiaban misa, o de las consagradas que nos apoyaban en los retiros, fue el ver a toda la comunidad, desde el guardia hasta los mismos compañeros que hacían el bien sin mirar a quien. Al termino de mi prepa no pensé ni por un segundo irme al ITESM realice mi  carrera en el campus, conocí las papas fritas, desayune muchas veces en el florian y me escabullía a los sillones rojos de la biblioteca. Hoy la UDEM…no se va…no se va de mi corazón y aunque todos los días paso por allí  porque vivo muy cerca, un gran pedazo de mi corazón se quedo impregnado en esas aulas, en los pasillos y en el gimnasio donde practicaba yoga. Gracias UDEM por formarme como una extraordinaria persona y por seguir haciendo a muchos más.

No hay comentarios: